Prueba de Esfuerzo. ¿Qué es? ,¿Es realmente necesaria?

Seguro que a muchas de vosotras  las palabras «Prueba de Esfuerzo»  os suena a chino o muy, muy lejano. Y en vuestras cabezas aparecen pensamientos del tipo < «para lo poco que hago no es necesario», «para 4 días que cojo la bici», «a dónde va esta flipada»…. He de decir que hace muchos años yo también pensaba exactamente lo mismo. También he de decir que debido a lo que he estudiado y mi trabajo esos pensamientos desaparecieron rápidamente de mi cabeza.

Mi opinión es muy clara; Todo el mundo que practique cualquier Actividad Física necesitaría hacerse una. Ahora bien, también pienso que hay que analizar el tipo de Actividad Física que realicemos para elegir la mejor opción y no nos engañen vendiéndonos una prueba que no necesitamos. Su precio oscila entre 30€ a los  200€ así que hay que ir con la idea muy clara en la cabeza para saber cuál es la opción que mejor se adapta a nuestras necesidades.

Sé que estáis pensando que tal vez sea una estupidez, pero creo que invertimos en ropa, bici y mil componentes más para ir cómo un pincel en la bici y nos olvidamos de algo MUY importante, la Salud. No todas las personas de 35 años somos iguales así que olvidaros de fórmulas milagrosas (220 menos la edad = máxima) y poneos en manos de un profesional. Nos servirá para marcar un punto de partida (saber dónde estamos), cómo debemos trabajar (marcando las zonas de entrenamiento. % máximo…. umbral… etc.) y finalmente y con el paso del tiempo y el entrenamiento como referencia de nuestra mejoría.

 

 

 

Que debe tener una prueba de Esfuerzo.

Como ya he comentado anteriormente el precio de este tipo de pruebas oscila entre los 30 – 150€, y según su precio será de una características u otras. Dependiendo de tus objetivos, puedes elegir entre una básica a una un poco más compleja.

Modelo Básico.

  • Historia clínica deportiva. Deberás hacer un «regreso al pasado» y contarle al Médico Deportivo todo tu historial deportivo para que él tenga una primera idea de tus aptitudes físicas.
  • Exploración antropométrica. Diferentes mediciones del tipo:
    • Peso.
    • Altura.
    • Perímetros. Cefálico – Torácico – Cintura – Abdomen – Caderas – Muslo – Pantorrilla. Brazo.
    • Pliegues cutáneos.

Los resultados obtenidos de estas mediciones ofrecen al Médico numerosos datos que determinarán aspectos como: Tipología (endomorfo- mesoformo – ectomorfos), % grasa corporal, IMC…

  • Electrocardiograma. Básicamente es ver que tu corazón funciona correctamente. Te colocan varios cables y pegatinas por el pecho y te hacen la prueba en reposo (tumbada en una camilla), sólo tienes que relajarte (por ahora).
  • Espirometría. Seguro que os lo han hecho más de una vez en cualquier revisión médica. Aportará datos para conocer nuestra función pulmonar.
  • Test de esfuerzo sencillo. Normalmente realizan el «test de Ruffier – Dickson» que sirve para medir  nuestra resistencia aeróbica ante un esfuerzo de corta duración y nuestra capacidad de recuperación ante ese estímulo.

Para mi hasta aquí es lo básico que todo el mundo realizar antes de practicar cualquier Actividad Física (gimnasias suaves, Actividades Dirigidas, etc.).

 

Modelo Medio.

Si tus actividades deportivas son más específicas (sales a andar en bici mínimo 1 vez en semana con grupeta por ejemplo) yo añadiría a lo anterior comentado.

  • Prueba de esfuerzo sobre Cicloergómetro (bicicleta estática) o cinta rodante con motorización. Hay varios protocolos para realizar pero para que os hagáis una idea la prueba consiste básicamente el pedalear. El médico va aumentando los Watios (esto hará que sea más duro… como si estuvieras subiendo una montaña o estuvieras horas y horas en la bici) y tu única misión es pedalear hasta que no puedas más. Tus pulsaciones irán aumentando y cuando ya te sea imposible seguir pedaleando el médico sacara unos valores en base a tus pulsaciones (umbral anaeróbico, pulsaciones máximas, etc.). En base a estos datos se establecen TUS zonas de entrenamiento (porcentajes o zonas de entrenamiento) lo que te permitirá (ahora sí) realizar un entrenamiento de acuerdo a tus capacidades reales.

Si tus Actividades Deportivas son mucho más específicas, sigues una planificación anual para conseguir objetivos, etc…. estoy segura de que estas acompañada de algún profesional o en su defecto tú controlas bastante del tema, por lo que sabes que puede ser una buena opción añadir más valores a tu Prueba de Esfuerzo Básica a través de Toma de Lactatos o Gases. 

Modelo Pro.

  • Toma de lactatos. Durante el desarrollo de la Prueba de Esfuerzo el Médico te parara durante unos periodos establecidos para «pincharte»  en el dedo o lóbulo de la oreja  para medir los niveles de lactato en sangre (es igual a cuando un diabético se toma medidas de glucosa).
  • Gases. Mientras estas pedaleando y estas siguiendo el protocolo que haya marcado el Medico, llevarás puesta una máscara en la cara que aparte de ser un pelín incómoda, aporta  datos como la capacidad de nuestro corazón para bombear la sangre y de nuestros pulmones para oxigenarla así como la cantidad de oxígeno y dióxido de carbono que se intercambian.

 

 

 

Fdo. lalokalabici

 

También puede gustarte...

0 Comentarios

  1. […] Prueba de esfuerzo ¿Que es? ¿Es realmente necesaria? […]

Deja un comentario